lunes, 28 de febrero de 2011

Palabras

"Hay en el mundo un lenguaje que todos comprenden: es el lenguaje del entusiasmo, de las cosas hechas con amor y con voluntad, en busca de aquello que se desea o en lo que se cree. "
Paulo Coelho




Todos hemos oído hablar de libros como "El Secreto" en el que se nos dan unas sencillas claves para conseguir aquello que deseamos, muchas personas me han preguntado por qué no les ha funcionado ese sistema de visualización.
Es muy importante que aquello que visualizamos sea lo primero creíble para nosotros,que podamos sentirlo como cierto para que la mente no nos haga trampa. Es muy importante cuidar nuestra forma de expresarnos mucho más si se trata de aquello a lo que aspiramos.


No faltaran a tu alrededor personas que te narren lo difícil que es eso a lo que quieres llegar, lo mal que está el mundo, la crisis que hay, el fracaso de su primo/vecino...en resumen esas voces que alimentarán tus miedos para que poco a poco renuncies a tus metas. 


No recomiendo en absoluto que entres en el debate de defender aquello en lo que crees, seguramente no consigas más que acabar dudando de tus propios argumentos, o aún peor en medio de una discusión. Simplemente guarda silencio, escucha (sin poner toda tu atención:) ) y piensa NO LO ACEPTO, NO LO ACEPTO NI PARA MÍ NI PARA ESTA PERSONA. De esta manera estás haciendo doble ejercicio por un lado de compasión con los que viven en un mundo limitado por los miedos y por otro lado de libertad y fe para tí.

Nunca renuncies a tus sueños mucho menos por voces exteriores. Desde aquí os presentaremos a personas que creyeron en ellas mismas, que pusieron en marcha su proyecto y que hoy viven felices y miran la realidad desdeelladobellodelavida!!

miércoles, 23 de febrero de 2011

Subiendo un escalón

Uno de los principios que rigen el universo es la Ley del Ritmo. Todo en la creación universal fluye y refluye. Todo avanza y retrocede. A este principio se le conoce también como Ley del Péndulo, los ciclos oscilan de un lado a otro.
Después de haberse completado una oscilación completa todo evoluciona, es imposible volver al mismo punto.


Ningún coach debería prometer mantener a una persona siempre en la alegría. Al comenzar una terapia, se van deshaciendo nudos, solucionando conflictos interiores. A veces son tan antiguos y están tan arraigados que cuando hemos de despedirnos de ellos, sentimos una profunda tristeza. Es lógico, han penetrado tanto en nosotros, que al despojarnos de ellos provocan un duelo que hemos de superar.
Para renacer primero hemos de dejarnos morir. Dejar marchar esas partes de nosotros que ya no nos proporcionan aprendizaje, que no nos llevan a evolucionar, esas asignaturas que ya hemos aprobado.


Para que germinen las nuevas semillas primero hemos de arar el terreno, quitar las hierbas que obstruyen el crecimiento de aquello que nos hemos decidido a plantar.


La vida a cambio nos abrirá la puerta a un nuevo escalón con nuevas lecciones, nuevos retos que ahora podremos ver desde los ojos de la victoria del escalón anterior.


Esta vez con una sonrisa mucho más amplia, estoy segura.

lunes, 21 de febrero de 2011

Las personas positivas también nos enfadamos

Ser positivos no debe implicar la represión de ningún estado de ánimo, ha de ser más bien el arte de transformar esa emoción en algo útil para nosotros.


Un enfado bien ubicado no es más que una fuente de fuerza y energía para transformar una situación, en cambio si nos empeñamos en no reconocer que estamos contrariados, que no nos ha sentado bien cierta cosa no haremos más que ir guardando y guardando emociones negativas en nuestro interior... Alguno de nosotros guardaría comida en mal estado en la nevera??
Vamos a plantear lo mismo con las emociones. Tienen una fecha de caducidad, sólo sirven en su determinado momento.




El primer paso es tomar conciencia de nuestro estado de ánimo, qué nos molesta y nos provoca malestar, es externo a nosotros o es una situación no resuelta en nuestro interior? Llegar hasta la raíz descubrir qué botón aprieta para hacernos saltar, qué tenemos que hacer para que esa situación no se repita?


Respirar hondo y ver con claridad la situación. Observar de qué manera podemos utilizarla para nuestro crecimiento.


Liberar la emoción de forma que no hiera a nadie y sin herirte tampoco a tí mismo.


Dejar al enfado marchar igual que ha venido, no aferrarnos a él, después de ese momento ya no nos sirve más!!

viernes, 18 de febrero de 2011

La belleza esta en los ojos del que mira

Allá donde mires pones tu atención, tu consciente y también tu inconsciente. Todo tu ser es proyectado a eso que observas. Con tus virtudes, tus dones, pero también con tus defectos y carencias.
Esta es la ley del espejo.
Cada persona, cada situación, cada lugar por el que pases trae un mensaje para tí. Puede que te llegue un mensaje de plenitud y felicidad o puede que sea un toque de atención sobre algo que debas trabajar.
No desprecies ninguno de los dos.


Las críticas más voraces hacia otros son también para tí. Toma el mensaje de cada situación para poder enriquecerte de todas las experiencias que te brinda la vida.
Cuando haya algo que te irrite mucho, que haga aflorar lo peor de tí, muy probablemente esté manifestando una carencia a nivel interior, un aspecto a nivel profundo que necesites trabajar. La capacidad de ser empáticos, compresivos y compasivos con las personas que nos rodean denota la capacidad de ser de esa misma manera con nosotros mismos.


Cuida de tu entorno, de todo y de todos los que te rodean por que sin duda reflejan quién y qué eres tú.


"Por sus frutos los conoceréis" como dijo el maestro Jesús.



"La simpatía es muy frecuentemente un prejuicio sentimental basado en la idea de que la cara es el espejo del alma. Por desgracia la cara casi siempre es una careta. "
Santiago Ramón y Cajal.

jueves, 17 de febrero de 2011

Tecnología del universo. Cambia el mundo cambiando tu mirada.

Confía. Confía en que todo irá bien. Por muy mal que empiece la jornada no dejes que eso que te ha pasado termine por contaminar el resto de acciones del día.

Enfádate, libera la emoción... y después respira hondo, centrate, deja que el enfado se convierta en claridad con la que solventar el problema (si es posible, si no lo es simplemente cambia la página).

Sonríe, dale la oportunidad al resto del día de suceder sin condicionamientos negativos. Estoy segura de que verás las cosas de otra manera. El mundo actúa como espejo de lo que guardas dentro, si guardas ira, agresividad, enfado no recibirás más que eso.

Yo lo he probado, justo hoy, y te aseguro que funciona ;)



miércoles, 16 de febrero de 2011


"La enfermedad es un conflicto entre la personalidad y el alma". 
Dr. Bach

Muchas veces...
El resfriado "chorrea" cuando el cuerpo no llora.
El dolor de garganta "tapona" cuando no es posible comunicar las aflicciones.
El estómago "arde" cuando las rabias no consiguen salir.
La diabetes "invade" cuando la soledad duele.
El cuerpo "engorda" cuando la insatisfacción aprieta.
El dolor de cabeza "deprime" cuando las dudas aumentan.
El corazón se "afloja" cuando el sentido de la vida parece terminar.
La "alergia" aparece cuando el perfeccionismo está intolerable.
Las uñas se "quiebran" cuando las defensas están amenazadas.
El pecho "aprieta" cuando el orgullo esclaviza.
La presión "sube" cuando el miedo aprisiona.
Las neurosis "paralizan" cuando el niño interior tiraniza.
La fiebre "calienta" cuando las defensas explotan las fronteras de la inmunidad.
Y tus dolores "callados"¿Cómo "hablan" en tu cuerpo?
Elige alguien que te pueda ayudar a "organizar las ideas","armonizar las sensaciones" y recuperar la alegría.
Todos precisamos saludablemente de "un oyente interesado".
Pero todo depende, principalmente, de nuestro esfuerzo personal para hacer que sucedan mudanzas en nuestra vida.

martes, 15 de febrero de 2011

Cambios!!

Para realizar un cambio solamente, tenemos que decidirnos a llevarlo a cabo. Comprometernos con nosotros mismos, no dejarnos llevar por el flujo de nuestras rutinas y costumbres. Aceptar la responsabilidad de construir todo aquello que anhelamos.

No tener miedo de enfrentarnos a esos fantasmas que entre sombras nos acechan, no son más que situaciones en las que no hemos actuado como realmente somos, probablemente condicionados por lo que creíamos correcto o preocupados por lo que los demás pudieran decir de  nosotros. Esas sombras pueden ser nuestras aliadas, indicadores que están ahí para hacernos ver que no somos felices, que tenemos la luz apagada, no estamos en el camino, solamente con cambiar la perspectiva podremos utilizarlas para orientarnos.

Los cambios nos ayudan a crecer, hacen que veamos la vida de otra forma, hacen que nos percibamos distintos,renovados, nos llenan de ilusión, ganas, felicidad...

Atrevernos a cambiar, incluso a cambiarlo todo, es la llave que abre la puerta que tanto tiempo llevamos golpeando.

"Quién elige el camino del Corazón no se equivoca nunca."
Proverbio Sufi

lunes, 14 de febrero de 2011

Dónde estás durante el trayecto?

Cada mañana cuando la puerta de casa se cierra tras nosotros, aceptamos incorporarnos a la dinámica  de un mundo vertiginoso. En nuestro camino nos cruzamos con cientos de personas en las que nisiquiera nos fijamos, caminamos deprisa inmersos en planes, quehaceres... Igual que todos los que están a nuestro alrededor.
Nos convertimos así en un rebaño, una maraña de gente que compite por subirse antes al tren, por encontrar un sitio, por coger el periódico y que está dispuesta a arrollar a quien se ponga por delante para conseguirlo.
Casi sin darnos cuenta quedamos conectados a una red de pensamientos de grupo, y digo casi sin darnos cuenta por que es tan sutil como dejarnos llevar por los resoplidos y suspiros de los que nos acompañan en el vagón, miradas con preocupación al reloj...
Cuando somos capaces de situarnos en el plano de observador, puede verse tan nítido... Gestos de personas que se asemejan, la mayoría con las miradas ausentes, perdidas, abandonados la densidad de los pensamientos.
No vivimos en el AHORA, enfocamos nuestra vida en "Cuando llegue a...", " Cuando este en...", "Después tengo que..." . Pero y durante esos trayectos? Qué pasa con los intervalos entre estas cosas? No tiene sentido pensar en una meta  a la que no lleve un camino.


Puede que si nos paramos a reflexionar descubramos que nos hemos acostumbrado a pasar demasiado tiempo desconectados de nosotros mismos, pensando en después, mañana, en algunos años...Abandonándonos al gris de las sociedades de negocios.


Suerte que siempre hay tiempo para volver a ver la vida en color. AHORA es el momento de abrir los ojos.
Bienvenid@ al lado bello de la vida.